Este es un video de sexo entre una chica y se perrito, la muchacha con un tatuaje a color se muestra muy cariñosa con el can, mas de la cuenta porque sus muestras de cariño pasan por hacerle un lavado completo de nabo con la boca, pero tomándose su tiempo, algo realmente intenso, el perrito se vuelve muy hambriento de sexo cuando le come el cipote de esa manera, y eso es lo que quire ella precisamente porque sabe que acabará con una follada de padre y muy señor mío, y el perro cumple muy bien con la chica jodiéndola del todo.