Este perrito mío es un portento follando, mi perro me da muy duro y bueno por el ano, es un animal gay igual que yo, debe serlo porque le encanta cogerme el orto y a mi me alucina sentir esa verga rugosa y áspera penetrando en mi interior y como se me queda clavada durante un rato hasta que me riega por dentro con su cálido esperma.

Lo hacemos en varios puntos de la casa, sobre todo en los lugares que sé que nadie me verá, cuando estoy solo mi perro me folla en cualquier parte, pero cuando hay gente tengo que esconderme con él en un lugar seguro para hacer la zoofilia completa, las ricas mamadas que me hace además de las penetraciones.